Nos vamos de congresos, ¡nos vamos a Madrid Fusión y Enofusión!


Madrid Fusión 2014 ucmgastro

enofusion_2014 ucmgastro

Nos vamos de congresos, ¡nos vamos a Madrid Fusión y Enofusión! Del 27 al 29 de enero estaremos en el Congreso Internacional de Gastronomía, Madrid Fusión, que comparte espacio con “la gran cita del vino en Madrid”, Enofusión.
Un año más la nueva promoción de estudiantes de Periodismo Gastronómico y Nutricional de la UCM podrá acceder a ambos congresos por cortesía de sus organizadores. Desde aquí, queremos agradecer el continúo apoyo que prestan a este curso en su apuesta por la verdadera formación periodística profesional. ¡Gracias!

Gastronomía en movimiento

Modernist Cuisine UCMgastro

Image Modernist Cuisine (http://modernistcuisine.com/)

Desde antiguos manuales de cocina pasando por los diarios para llegar a los programas de televisión. Escribir, informar o entretener con la cocina, los alimentos y demás puntos de vista que conectan con esta materia no es nada nuevo, sin embargo, es un contenido en alza. La gastronomía se mueve y queremos acompañarla.

La proliferación digital de espacios dedicados a la gastronomía es una realidad. Y en una coyuntura como la nuestra conviene conocer de primera mano las reglas del juego, periodísticamente hablando. Como sabéis en  apenas unos meses comenzaremos una nueva edición del Título de Experto en Periodismo Gastronómico y Nutricional de la Universidad Complutense de Madrid, y lo haremos con la misma ilusión que en ediciones anteriores y con el convencimiento de que la especialización es una de las vías con las que diferenciarse.

Algunos insisten en el tópico renovarse o morir. O aluden al manido adaptarse a las corriente. “Be water my friend“, ¿recordáis? Frases  a estas alturas estereotipadas que aluden al movimiento, y a las que, reconozcámoslo, no les falta razón. Estamos en continuo movimiento. Pero para movernos bien en el cambiante terreno periodístico de esta era, para acumular el máximo de piezas a nuestro favor tenemos que conocer las claves, tanto teóricas, prácticas y éticas del ejercicio de la profesión junto con los pormenores de la especialidad. Aspectos que serán de nuevo  ejes del curso.

Vamos vamos a contar con académicos y profesionales de distintas áreas (periodistas, críticos gastronómicos, expertos en nutrición, en producción alimentaria, representantes de medios de comunicación, agencias especializadas, expertos en analítica y posicionamiento (SEO), responsables de productos de alta gastronomía…).

Juntos avanzaremos en el conocimiento y la formación específica para comunicar, escribir y divulgar, desde la responsabilidad que sólo puede reclamarse a los profesionales, la gastronomía, la nutrición y todos los aspectos que tienen la alimentación y los alimentos como núcleo central.

Y uno de los módulos en el que volcaremos todos los sentidos será el que se ocupa del entrenamiento y el análisis sensorial para el que contaremos, un año más, con el apoyo y la colaboración de la Unión Española de Catadores. Realizaremos también alguna que otra actividad extraordinaria en relación con la calidad de productos y sus características diferenciadoras visitando algunas instalaciones.

No queremos terminar el post de la semana sin unas palabras de aliento ya que si muchos están insistiendo en que esta crisis profesional es de los medios, cosa que no vamos a negar, no del todo, lo fundamental es que la crisis es de contenidos. Gratuidad, abundancia y falta de perspectiva abundan en la mayoría de ellos. Si queremos apostar por el futuro de la profesión, a la necesidad de conquista del lector y recuperación de la reputación profesional, habremos de sumar la formación del profesional y la calidad dede los contenidos. Debemos movernos.

Un otoño de cine, de cine gastronómico. Llega Film&Cook

Film and CookConvertido en icono del festival Film&Cook, esta bota que es al tiempo  un homenaje entrañable y un guiño a la obra maestra de Chaplin, La quimera del oro, repite por tercer año consecutivo aportando sustanciosas novedades. La primera de ellas es que Film&Cook va a desarrollarse en dos ciudades: Madrid y Barcelona. O sea, que los madrileños estamos de suerte porque tendremos nada menos que cuatro días repartidos en dos fines de semana: 9 y 10, y 16 y 17 de noviembre en la Cineteca del Matadero de Madrid.

El estreno en la capital no se debe más que a la pretensión de acercar el festival a un número mayor de público cuya representación ha ido en aumento desde que se pusiera en marcha éste y otros festivales que han unido placeres. Porque descubrir, trabajar y experimentar la relación entre dos de los conceptos y artes que rodean nuestra vida como son el cine y la gastronomía es una gran idea. Y si la gastronomía tiene su centro en el gusto no es menos cierto que también ha de alimentarse nutriendo las neuronas. He aquí el papel de las artes, o de otras artes dejando así al margen la polémica entre arte y cocina, he aquí el papel de uno de ellos, el cine, del séptimo arte que ha venido enriqueciendo nuestra existencia desde hace ya más de un siglo.

En esta ocasión la programación incluye películas que oscilan o abarcan desde la salud con Battling Obesity, los sueños y  las oportunidades ‘enlatadas’ de Canned Dreams, o las más que interesantes reflexiones sobre los antibióticos y la industria ganadera que esconde el seductor título Dancing with horned ladies. La incesante búsqueda de la sopa de la vida, o el descubrimiento del amor y desamor, encuentro y desencuentro del que se componen vida y cocina.

Film&Cook está dispuesto a enriquecernos y también está dispuesto a ser solidario porque el festival se ha sumado a “Cocina Conciencia”, un proyecto de la Fundación Raíces que promueve la incorporación laboral y social de jóvenes, españoles e inmigrantes en situaciones de vulnerabilidad, en el sector de la restauración a través del cual se pretende la creación de vínculos humanos con los que recobrar la ilusión y acometer un proyecto de vida. En “Cocina Conciencia” colaboran, por ejemplo, chefs como Andoni Luis Aduriz, Paco Pérez, Quique Dacosta o Ramón Freixá.

Pero además y como novedad este año Film&Cook seleccionará de entre todas las proyecciones que participen en su sección competitiva al mejor cortometraje y largometraje, y será precisamente la sede de Madrid la que hará público el nombre de los dos galardonados que, eso sí, tendrán que esperar a la clausura del festival en la sede de Barcelona para hacerse con sus respectivos premios.

Desde UCMgastro estamos más que seguros del éxito que va a cosechar Film&Cook, del que vamos restando días y al que sentimos un poco nuestro. Por eso queremos agradecer, a todas las personas que de una u otra manera participan en la organización del mismo, la invitación para acompañarles durante las proyecciones de Madrid. Gracias a un acuerdo entre la organización de Film&Cook y el curso Expertos en Periodismo Gastronómico y Nutricional de la UCM los alumnos ya titulados de este curso podrán beneficiarse de un 20% de descuento sobre el precio de venta al público de las entradas. Estamos contentos y encantado de haber establecido esta colaboración con la que divulgar y promocionar la cultura y la formación gastronómica a través de la pantalla. ¡Este otoño sí que va a ser de cine!

Estudiar periodismo gastronómico

Rosa Rivas, UCMgastro, gastroperiodismo, gastronomía, periodismo, aliimentación, facultad de ciencias de la información, universidad complutense de madrid

La periodista gastronómica del diario El País, Rosa Rivas, junto al Presidente de la Real Academia de Gastronomía, Rafael Ansón, durante el acto de clausura del IV curso de Expertos en Periodismo Gastronómico y Nutricional de la UCM. Imagen Nuria Blanco Hernández.

El pasado viernes dimos por concluido el curso académico de Periodismo Gastronómico y Nutricional de la Fac. de CC de la Información de la UCM. Con Rosa Rivas, periodista gastronómica del diario El País, y madrina de excepción de la nueva promoción volvimos a reafirmarnos en la importancia que tiene la alimentación y la gastronomía como materia informativa de primera magnitud. Entre sus muchas recetas, Rosa Rivas puso el colofón a un nuevo grupo de profesionales con los que apostó por la formación y el sentido común que deben girar en torno a cualquier información.

Rigurosidad, claridad, contraste de fuente, citas… Estamos a punto de dar la bienvenida al verano y no queremos ponernos dogmáticos pero sí queremos lanzar una llamada de atención tanto a empresarios de medios, empresas de alimentación y profesionales independientes. Esta llamada de atención no pretende ser un reproche, más bien una sincera petición para que entre todos (docentes, profesionales, estudiantes y empresarios) la apuesta no sea otra que la especialización periodística en materia gastronómica y agroalimentaria (con sus múltiples facetas) para alcanzar ese grado de excelencia que estábamos viendo como algo más que un sueño y que corre el peligro de retroceder en el tiempo.

No se trata de ponerse pesimista, se trata de reflexionar sobre la calidad del periodismo. Sobre el periodismo que queremos.

food-writerEl verano es una de las mejores épocas para hacer balance sobre lo que queremos hacer, hacia dónde dirigirnos. Nuestra titulación acaba de abrir el periodo de preinscripción para el próximo curso formativo 2014. Con lo que se demuestra tanto la calidad y el compromiso docente y profesional como la progresión de una titulación más que necesaria.

No cabe duda de que el periodismo español, su situación, su regeneración, sus despidos, retribuciones, salarios, situación de becarios, etc., nos proporcionan en el momento actual materia más que suficiente para frenar en seco. La calidad de los medios que, sumidos en una convulsión interna, ahora se resiente sobremanera, y son los medios, los profesionales y los empresarios que cuentan con la comunicación como una de las patas principales para llegar a la ciudadanía, los que deben apostar por la formación y no dejarse cegar por las supuestas ventajas del periodista o comunicador todoterreno. Quizá no lo perciba la totalidad de los lectores, oyentes o espectadores. Pero sí lo perciben sus profesionales que se ven en una encrucijada donde la invasión es más que posible y en la que su formación no se valora como debiera. Sin embargo, la especialización periodística es la única vía para alcanzar el máximo nivel de calidad.

Por eso cabría preguntarse, como lo hizo la gastroperiodista Rosa Rivas durante el acto de clausura de este curso académico de gastroperiodismo, ¿para qué estudiar periodismo gastronómico? Infinidad de respuestas como múltiples son las aristas que rodean esta especialidad.

G11P20F1Otras profesiones, otras materias informativas parecen tener más claro su papel. Sin embargo, y, a pesar del glamour que pueda despedir lo gastronómico que con frecuencia se queda en la anécdota o el plato, los periodistas gastronómicos tenemos mucha labor por delante. Así que la respuesta deberías ser al tiempo general y particular. Periodismo, sí. Periodistas profesionales, desde luego. Gastroperiodistas, sin duda. Y sana competencia y profesionalidad. Pero también responsabilidad y respeto hacia esta profesión, hacia sus partes implicadas, estén delante o detrás de las informaciones, sean lectores o prescriptores, como reivindicaba Rosa Rivas, madrina de la última promoción de periodistas gastronómicos y nutricionales. En definitiva, periodismo gastronómico como garantía de calidad en las informaciones y como entidad vigilante, bien formada, atenta y diletante para que nunca nos den gato por liebre y para que nunca se nos escatimen datos. Para garantizar lo que siempre ha tratado de garantizar cualquier periodismo: para hacer público lo relevante y no dejarse influir o intimidar por muy exótico o extraordinario que nos sirvan cualquier plato.

Nutrición y medios. ¿Un asunto pendiente?

nutrición, periodismo gastronómico, ucmgastro, experto en periodismo gastronomico nutricional ucm

Alta cocina, nutrición y el trabajo en una almazara son las próximas paradas del curso de Expertos en Periodismo Gastronómico y Nutricional de la UCM.

Visitaremos las instalación del Casino de Madrid y el taller de Paco Roncero, cuya cocina creativa y modera le ha llevado a los primeros puestos de alta cocina tanto en el panorama nacional como en el internacional. Desde hace unos meses, el chef que dirige la oferta gastronómica del Casino de Madrid desde hace 15 años, cuenta con un nuevo servicio de catering en cuyas propuestas culinarias se equilibra la cocina de vanguardia con la cocina tradicional.

El chef del Casino de Madrid, Paco Roncero. Imagen http://www.7canibales.com/.

Y si conocer un edificio singular en el que se gesta una de las mejores propuestas gastronómicas del país resulta de interés, conocer cómo se elabora el aceite de oliva virgen extra no es menos apasionante.

La almazara Casas de Hualdo, que cuenta con el prestigio de la comunidad  nacional e internacional al haber obtenido importantes premios, se halla completamente rodeada de olivos.

La finca Casas de Hualdo lleva el nombre del paraje que le da cobijo y en ella se elabora un excelente aceite de oliva virgen extra, cuyas olivas son recogidas  directamente del árbol. Molturada en el momento, las olivas se transforman en uno de los productos estrella de nuestra gastronomía: el aceite de oliva virgen extra cuyo sabor y beneficios son imparables.

En su blog, Casas de Hualdo explica que trabaja con cuatro variedades (arbequina, picual, cornicabra y manzanilla) con las que elabora monovarietales y el coupage Reserva de Familia. Con ellos recorreremos el olivar para después conocer de primera mano el proceso de elaboración del aceite de oliva virgen extra, ingrediente que no puede faltar en una dieta sana.

Almazara 'Casas de Hualdo'. FINCA HUALDO, Camino de la Barca s/n. El Carpio de Tajo, Toledo (ESPAÑA).

Almazara ‘Casas de Hualdo’. FINCA HUALDO,
Camino de la Barca s/n. El Carpio de Tajo, Toledo (ESPAÑA).

Hablar de nutrición es hablar de la importancia de los alimentos, de sus beneficios para el organismo. Hablar de nutrición es hablar de salud, de la dieta y de una correcta alimentación con la que vivir en las mejores condiciones posibles. Sin embargo explicar con corrección y amenidad aspectos nutricionales, ser capaces de trasladar su terminología al público, amplio y variado, no es tan fácil como parece.

Como intermediarios entre la ciencia y el público tenemos el reto de abordar este tipo de informaciones, dotándola además de la relevancia necesaria cuando así conviene para el interés general.

Mercedes Larrú, nutricionista.

Mercedes Larrú, nutricionista.

Saber interpretar las calorías, leer correctamente la pirámide de alimentación, asimilar las funciones de carbohidratos, proteínas, grasas, vitaminas, minerales, etc. es una tarea que nos compete como periodistas gastronómicos y al tiempo una obligación. Por eso, esta semana, ponemos en marcha el último de los módulos que contempla el programa formativo y académico del curso. Mercedes Larrú, Licenciada en Farmacia por la Universidad Complutense de Madrid y Diplomada en Nutrición y Dietética por la Universidad San Pablo CEU, será, una vez más, la encargada de transmitir todo lo necesario que, como futuros expertos en periodismo gastronómico, cualquier gastroperiodista debe dominar.

Mercedes Larrú es miembro de la Asociación Española de Genética Humana y de la International Society of Nutrigenetics/Nutrigenomics. Actualmente es especialista en Nutrición, Dietética y Medicina Antienvejecimiento en la Unidad de Nutrición y Dietética del Centro Clínico Diagnóstico.

Arte y gastronomía

Imagen extraída del blog: seislienzosenblanco.blogspot.com.es

Imagen extraída del blog: seislienzosenblanco.blogspot.com.es

Gastronomía, exaltación de los sentidos. Arte, expresión creativa de la espiritualidad del hombre. Arte y Gastronomía, ¿simbiosis o abstracción? En cualquier caso y sea cual sea la respuesta o división, la gastronomía también puede experimentarse, sentirse, a través de la mirada. Pintura, escultura, fotografía… artes.

Arte. Arte y gastronomía fundidos para explicar, cuestionar o reinterpretar las relaciones de la comida y el hombre. Inspiración y mensajes. Narraciones sin palabras. Y toda una evolución que desde el bodegón hasta la imagen digital llega a nuestros días con la comida y sus relaciones como protagonistas.

Yanet Acosta (gastroperiodista, escritora de ‘gastronovela negra’ y docente universitaria) será la encargada de analizar, de contextualizar, este aspecto no exento de polémicas y siempre con infinidad de enfoques. Uno de los más llamativos viene sin duda de la mano de la imagen fotográfica. Hay muchos ejemplos, dejaremos el titulado Del bodegón al porno food como referencia. Una exposición de la que Acosta fue comisaria y con la que vuelve a aflorar la siguiente pregunta: ¿es la gastronomía un arte? Para algunos indudablemente (incuestionablemente) sí, para otros no.

A pesar de la condición efímera de los alimentos, cuando trasvasan la función nutritiva para provocar múltiples, intensas y muy personales sensaciones en el comensal; cuando el alimento deja de ser algo material para transformarse en una experiencia difícil de clasificar; una experiencia que se debate entre el alma y un estado claramente superior, entonces es cuando esa construcción compleja y sabiamente elaborada se convierte en algo inolvidable que deja impronta en la memoria. Inmortalizar ese momento; dejar constancia a través de las artes de una u otra manera, con una u otra disciplina, ya  sea para exaltar, suscitar o criticar es un aspecto que conforme a las modas ha estado presente en todas las épocas. Cuestión rica y compleja en la que ahondaremos en profundidad.

 

Vino: roja pasión

El vino y toda su cultura deberían ser un patrimonio compartido. Más aún si tenemos en cuenta lo arraigado de nuestras viñas. Es cierto que hay países, tal es el caso de Francia, que nos llevan ventaja en la elaboración de vino, pero afortunadamente el mundo se globaliza y las distancias se acortan. También avanzan las investigaciones, las técnicas y con ellas nuestros vinos van ganando puntos. El tesón y el trabajo continúo son otros dos factores que influyen y que solemos olvidar  dado que la atención la acapara, como es lógico, las excelencias del resultado.

Para disfrutar del vino, lo primero es reconocerlo por eso y porque es un producto indispensable en toda mesa que se precie, dedicamos varias jornadas del curso de Expertos en Periodismo Gastronómico y Nutricional de la UCM a este preciado líquido. Reconocer el placer de sostener una copa entre las manos, apreciar su tonalidad, identificar sus aromas, ser capaces de comprender la magnitud del trabajo que hay tras cada botella. Ese va a ser este año nuestro trabajo porque para entender de vinos, lo mejor es practicar, sumergirse en ellos y probar y probar.

Este sentimiento es el que persiguen muchos de nuestros bodegueros. Algunos mejoran sus vinos año tras año, o los mantienen, cuestión también harto complicada.

Un buen ejemplo de todo esto es la última mención del gurú Robert Parker para quien una de nuestras más emblemáticas bodegas (fruto del arquitecto Iñaqui Aspiazu) tiene la suerte de producir un magnífico vino. Me refiero a la bodega Baigorri y su Reserva 2005 que ha alcanzado los 94 puntos en la evaluación del norteamericano. No tenemos más que quitarnos el sombrero y felicitar tanto al equipo de Bodegas Baigorri como a su enólogo, Simón Arina Robles.

Elaborado con uvas Tempranillo de viñas viejas y con una producción reducida, este vino debe sus magníficas cualidades y su excepcional puntuación a la gravedad, protagonista de la bodega y tan presente en sus resultados.

Hay pocos productos tan nobles y agradecidos como el vino, por eso, para este curso, cuando se descorcha una botella el tiempo se detiene. Los aromas se mezclan con los recuerdos y nos invade, por unos instantes, la felicidad. ¿Hay acaso un fin más digno?